Skip to content

Pymes tras la Covid-19, resistencia o reinvención

Pymes tras la Covid-19

El fin del Estado de Alarma ha supuesto un importante hito en la crisis sanitaria y económica causada por la Covid-19.
Significa la vuelta a la actividad para muchas pymes españolas, las cuales afrontan una época de incertidumbre, en la cual tendrán que debatirse entre:

  • Resistir, hasta que tenga lugar un hipotético regreso a la normalidad previa.
  • Reinventarse, como respuesta a los cambios que ya han comenzado a tener lugar en la estructura económica y social.

En realidad, ambos escenarios son compatibles y, previsiblemente, las pequeñas y medianas empresas van a tener que desenvolverse por sendos caminos. No obstante, vamos a analizar los aspectos más significativos de cada uno de ellos.

Resistencia de las pymes durante la recuperación económica

Conviene tener presente que el tejido empresarial español está vinculado a las pequeñas y medianas empresas.

No en vano, el 47% de la población activa española trabaja en una empresa de menos de 20 empleados, frente al 37,5%, de la Unión Europea.
Las empresas de reducido tamaño son más vulnerables frente a la caída de la actividad económica. De ahí que la pronta recuperación sea fundamental para la supervivencia de las pymes.

Escenarios de recuperación

De acuerdo con el informe “Eurozone: Black hole economics”, publicado por Euler Hermes, la recuperación del PIB podría dibujar una “V”, siempre y cuando se combinen una serie de requisitos tales como del desarrollo de una vacuna y la aplicación de estímulos fiscales.

Sin embargo, hay que tener presente algunos aspectos que podrían contribuir a un retraso de la restauración económica.

  • Por un lado, el PIB español y las pymes de nuestro país están fuertemente vinculadas a los sectores de turismo y servicios. La reactivación de los mismos podría demorarse, debido a la desconfianza de los consumidores.
  • Además, la recuperación no será simétrica en todos los países, por lo que el comercio internacional también tendrá que afrontar un proceso de restauración escalonada.
  • Por otro lado, las medidas de proteccionismo que se estaban desarrollando con carácter previo a la crisis podrían, igualmente, ralentizar la recuperación económica.
  • Finalmente, el previsible aumento de las insolvencias e impagos supondrá un desafío para las pymes, cuya tesorería podría verse sometida a un considerable estrés.

Ayudas públicas como soporte de recuperación

Las medidas adoptadas por el Gobierno para flexibilizar la fiscalidad y dotar de liquidez a las empresas pueden jugar un papel fundamental en la supervivencia de las pymes.

Si quieres conocer todas las ayudas a tu disposición, te recomendamos examinar el compendio informativo que hemos elaborado, y que recoge, entre otras:

  • Medidas de liquidez.
  • Medidas laborales.
  • Medidas fiscales.
  • Suspensión de solicitudes de concurso.
  • Medidas de reducción de costes operativos.
  • Medidas de refuerzo de financiación empresarial.

Apoyo por parte de Solunion

En Solunion somos conscientes del carácter extraordinario de esta crisis. Por ese motivo, y desde el inicio del estado de alarma, hemos flexibilizado las condiciones de nuestras pólizas para la declaración de impago, notificación de insolvencia o presentación de siniestro.

Así, todos nuestros clientes han contado con un plazo complementario de 30 días adicionales, respecto al establecido en su póliza, y respecto a aquellos créditos que tengan sus vencimientos originales o iniciales durante los meses de febrero, marzo, abril, mayo y junio.

La reinvención de las pymes como mecanismo de adaptación

Aunque las consecuencias de la pandemia son aún difíciles de predecir, es probable que se produzcan cambios a nivel micro y macroeconómico, que obliguen a las pymes a llevar a cabo un proceso de transformación.

  • Para empezar, la Covid-19 ha puesto de manifiesto que la dependencia industrial respecto a países como China presenta riesgos en términos de seguridad. Por ese motivo, no es descartable que se produzcan modificaciones en las cadenas logísticas internacionales.
  • Por otro lado, el impacto que el confinamiento ha tenido sobre los hábitos del consumidor podría alterar sustancialmente su forma de comprar y, con ello, requerir una adaptación en los modelos de negocio.
  • En tercer lugar, el desarrollo del trabajo de forma remota no soólo se ha erigido como una medida facilitadora durante el confinamiento, sino como un modelo laboral válido y en crecimiento.
  • Finalmente, algunos sectores como la salud pública, productos farmacéuticos, servicios públicos, TIC o la alimentación se han visto reforzados,; frente a otros como el canal HORECA, cuya continuidad parece vinculada a un cambio de modelo.

Adaptación a un nuevo tipo de consumidor

El informe “IPG Mediabrands Spotlight” ha anticipado un cambio sustancial en la distribución de la renta y los hábitos de los consumidores españoles.

  • El ahorro podría crecer en un 40%.
  • El gasto en alimentación se incrementará en un 2%, frente a la caída en retail, hostelería y viajes.
  • La importancia de un estilo de vida saludable ha calado en el 70% de los consumidores.
  • Y la seguridad del producto, así como su consumo dentro del hogar han ganado importancia.

Además, son muchos los consumidores que se han animado a realizar su primera compra online durante el pasado confinamiento -hasta un 9,6%, de acuerdo con el “Barómetro COVID-19”-.

Las pymes deberán tener en cuenta estos cambios en el consumidor, y reaccionar con celeridad, para responder a este nuevo escenario.

Transformación digital y crecimiento del comercio electrónico

Por último, no podemos ignorar la aceleración de la transformación digital. El comercio electrónico se ha erigido como punta de lanza de la digitalización del tejido empresarial español.

Lo que ya suponía una clara tendencia antes de la COVID-19, se consolidó durante el Estado de Alarma, con un incremento de dos dígitos en múltiples tipologías de productos.

Sin embargo, la importancia de la digitalización trasciende a la del comercio electrónico.
La transformación digital podría suponer la clave de la continuidad de muchos pequeños negocios que, hasta ahora, no habían sentido la urgencia de abordar este proceso.

En este sentido, iniciativas como el programa Acelera Pyme, del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital son claves para incentivar un cambio que, antes o después, deberán asumir aquellas pymes que quieran seguir manteniendo su competitividad en la era post COVID-19.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp

Actualidad Solunion

revalorización del oro

El oro, un valor al alza

El pasado mes de agosto, la cotización de la onza de oro logró superar la barrera histórica de los 2.000 dólares. En tiempos de incertidumbre,

¿Quieres más información?

Últimas entradas

Somos una joint venture de mapfre y euler