ventajas empresas Born Global

Las empresas “Born Global” son aquellas que, desde el mismo momento de su creación, tienen el objetivo de internacionalizarse.

Por regla general, se tiende a ligar este concepto con las startups o empresas de reciente creación. Es decir, se trata de pymes cuyo modelo de negocio y enfoque estratégico está volcado en una expansión internacional lo más ágil y rápida posible.

Finalmente, suelen ser negocios centrados en un solo producto o una gama reducida de productos. El objetivo es alcanzar un elevado nivel de especialización rápidamente, así como dirigirse a un público objetivo específico, que se sienta identificado con la propuesta de valor.

Recursos utilizados por las empresas “Born Global

Para articular todo lo mencionado anteriormente, este tipo de empresas se valen de las últimas tecnologías digitales, y apuestan por la innovación como factor de diferenciación en el mercado.

Al fin y al cabo, la digitalización del negocio es una excelente manera de ofrecer una cobertura global, sin necesidad de realizar una gran inversión inicial.

Lectura recomendada:

Exportaciones online: Retos y aspectos relevantes

Por otro lado, la propia tecnología digital es un recurso con el que añadir un elemento diferenciador en sectores y productos tradicionales.

Cuáles son las principales ventajas de las empresas “Born Global

Antes de analizar las múltiples ventajas de estas empresas, conviene dejar claro que el germen diferenciador de las mismas suele basarse en sus fundadores y gestores.

Estos profesionales se caracterizan por una clara vocación emprendedora, visión internacional, habilidad diplomática y, además, están fuertemente influidos por la transformación digital.

Reducción de los riesgos de la expansión internacional

Por regla general, el despliegue del negocio en un nuevo mercado implica una importante inversión en infraestructura y desplazamiento de personal.

Sin embargo, las empresas “Born Global” prefieren optar por modelos de negocio digitales, lo que les permite minimizar la inversión inicial y, por tanto, los riesgos ligados al fracaso del proyecto.

Acceso al talento a nivel global

Uno de los retos más importantes para las pymes es el hecho de tener que competir con las grandes empresas a la hora de atraer empleados con los conocimientos y habilidades adecuados.

Por ejemplo, según el informe “The Digital Advantage: How digital leaders outperform their peers in every industry”, publicado por el MIT, el 77% de las empresas tiene dificultades para encontrar talento digital. Esta realidad se ha hecho especialmente palpable en el área de las tecnologías de la información, pero es extrapolable a muchas otras disciplinas profesionales.

Las empresas “Born Global” no tienen impedimento alguno en acudir a los mercados internacionales, en busca de trabajadores. Además, gracias a la utilización de herramientas digitales y modelos de trabajo remoto, logran crear equipos de profesionales bien coordinados pese a estar separados por miles de kilómetros de distancia.

Aprendizaje rápido en el mercado

Una de las claves del éxito en la internacionalización del negocio es contar con experiencia de primera mano cuanto antes.

De esa forma, se puede contrastar la información extraída del estudio de mercado con la práctica real.

Gracias a los modelos de despliegue digital ágil de las empresas “Born Global”, se puede realizar un primer test en el mercado objetivo, y comenzar a extraer información del comportamiento y feedback de los clientes.

Agilización logística

Este tipo de empresas se centran en buscar socios comerciales casi inmediatamente, de modo que su expansión en los mercados internacionales tenga lugar con rapidez. A cambio de establecer estas relaciones con socios locales, adquieren una mayor capacidad logística, lo que supone una importante ventaja competitiva.

No obstante, la clave radica en la correcta selección de dicho socio comercial, para lo cual te recomendamos este artículo:

Consejos para buscar a tu mejor socio en el extranjero

Mayor penetración de mercado

El hecho de centrarse en un solo producto y un segmento específico del mercado entraña un evidente riesgo. Sin embargo, también permite penetrar más rápidamente en el mercado, con una propuesta de valor muy clara, y dirigida a un público objetivo concreto.

Como has podido comprobar, las empresas “Born Global” tienen un modelo de negocio muy característico no exento de riesgos, pero que presenta notables ventajas a la hora de abordar la internacionalización del negocio. Con el fin de minimizar los riesgos, la clave está en tomar decisiones rápidas basadas en información contrastada, sin reparo alguno en pivotar en el enfoque estratégico cuando sea necesario.

Además, si se cuenta con un mecanismo de protección de las cuentas por cobrar –como el seguro de crédito-, la labor del equipo comercial se vuelve más ágil y eficiente. Si deseas información al respecto, no dudes ponerte en contacto con nosotros.