Skip to content

Los puestos de trabajo que crearán las PYMES en los próximos dos años

los puestos trabajo que crearán las pymes

De acuerdo con el “lnforme Anual de Empleo en las Pymes”, elaborado por CEPYME (Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa) y Randstad, las pymes van a ser responsables de crear 1.600.000 puestos de trabajo durante la próxima década. No obstante, más de 1 millón serán generados durante los primeros cinco años.

Las empresas de entre 10 y 49 trabajadores son las principales abanderadas en esta causa, pues ya el pasado ejercicio, fueron responsables de la creación de cerca del 50% de los nuevos puestos de trabajo.

Distribución de los empleos generados por sectores

Aunque las pymes tienen presencia en todo el tejido económico e industrial español, su capacidad de generación de empleo se concentra especialmente en la restauración y el comercio.

Concretamente, los servicios de comida y bebidas, así como el comercio al por menor serán responsables de 306.000 y 276.000 nuevos puestos, respectivamente. Es decir, un 36% del total.

En menor medida, la industria alimentaria, la educación, las actividades de construcción especializada y el transporte terrestre también van a verse impulsados con 92.000, 90.000, 62.000 y 59.000 nuevos puestos respectivamente.

Una cuestión de acceso a financiación

Por otro lado, el reciente informe “Financiación de la Pyme en España”, publicado por SGR-CESGAR (Confederación Española de Sociedades de Garantía Recíproca ), ha puesto de relieve que alrededor de 213.800 pymes están en disposición de crear 713.000 puestos de trabajo durante los próximos tres años.

Sin embargo, semejante hito está supeditado al logro de la financiación necesaria para el desarrollo de su actividad.
Concretamente, estas empresas recurren al crédito de proveedores, líneas de crédito y préstamos bancarios como principales instrumentos de financiación.

No obstante, el mencionado informe señala que uno de los principales escollos para el logro de dicha financiación es la presentación de un aval o garantía, condición que es exigida al 50% de las empresas solicitantes de crédito.

Por último, y a modo de referencia, en 2018, el 36,5% de las pymes tuvio necesidades de financiación, con independencia de que la solicitaran o no, lo cual supuso un sustancial incremento respecto al ejercicio anterior.
En lo que se refiere a los sectores principales de actividad, las pymes que recurren a la financiación pertenecen a la actividad de transporte y correos, construcción, servicios a las empresas e industria.

Afortunadamente, el 84,6% de las pymes solicitantes consiguieron la financiación solicitada.
De todo esto, podemos extraer varias conclusiones:

  • Aún hay una parte de las pymes que necesitan financiación pero no la solicitan, aún cuando existen probabilidades razonables de obtenerla.
  • Dado el ratio de aprobación del crédito, es probable que las pymes consigan cumplir con las expectativas de generación de empleos que se han depositado en ellas.

Lectura recomendada:
Qué debe tener en cuenta una PYME para crecer de forma segura y sostenible

Dificultades para cubrir vacantes en sectores estratégicos

El otro principal reto al que se van a enfrentar las pymes a la hora de generar los puestos de trabajo estimados, es la ausencia de profesionales adecuadamente formados.

El mencionado informe de CEPYME y Randstad Research se hace eco de las cifras del Índice de Tensión Laboral (ITL), según el cual, hay una serie de profesionales especializados cuya escasez supone un importante desafío. Más específicamente, este índice señala la gestión comercial, el comercio, la hostelería, las obras estructurales de construcción, y los profesionales de apoyo financiero.

De hecho, la demanda de los profesionales técnicos cualificados va a ser la que más se incremente durante los próximos diez años, elevándose un 2% respecto a las cifras actuales.

No obstante, el informe sugiere que estos puestos de trabajo terminarán siendo suplidos, fundamentalmente, mediante dos vías:

  • Trasvase de la oferta excedentaria en otras cualificaciones, mediante procesos de formación.
  • Acceso de los puestos por parte de profesionales sobrecualificados.

No cabe duda de que las pymes son uno de los principales motores de creación de empleo. Sin embargo, su capacidad dinamizadora está supeditada a la propia evolución de la economía.

Así, el ritmo de generación de empleo por su parte se va a ver reducido al 2,6% durante este 2019, frente al 4,1% de 2017, debido a una caída en el crecimiento del PIB nacional.

Lectura recomendada:
Principales retos para el crecimiento de pymes 2019

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp

Actualidad Solunion

¿Quieres más información?

Últimas entradas

Somos una joint venture de mapfre y euler