Skip to content

La mitad de las empresas españolas quiere expandirse digitalmente

Empresas españolas

La Encuesta Global de Tendencias Tecnológicas”, publicada por Equinix en la pasada primavera, indicó que el 72% de las organizaciones encuestadas tiene planes de expansión en un periodo de 12 meses. Cabe señalar que este informe es el resultado de las opiniones de 2.900 responsables de Tecnologías de la Información (TI) a nivel mundial. Más concretamente:

  • El 31% de los responsables planea una expansión en una nueva ciudad
  • El 33% se decanta por un nuevo país
  • Y el 38% apunta a una nueva región del mundo

La región con mayor intención de crecimiento es Asia-Pacífico (APAC), con el 82% de líderes tecnológicos abogando por una expansión global. Por su parte, el 78% de los responsables digitales de las empresas en el continente americano muestran la misma tendencia. En el extremo opuesto, se encuentran las organizaciones de Europa, Oriente Medio y África (EMEA), de las que el 59% de los responsables de TI tiene planes de expansión.

Moderación en los planes de expansión de las empresas españolas

En lo que concierne a los responsables de TI de empresas españolas, el 48% de los mismos manifiesta interés por expandirse.

Cabría preguntarse si esta cifra sería aún mayor tras la reciente recuperación de la confianza empresarial detectada por el Instituto Nacional de Estadística (INE) en el Índice de Confianza Empresarial Armonizado (ICEA).

Los problemas en la cadena de suministro como catalizador de la digitalización

La logística internacional se ha visto desestabilizada desde la irrupción de la pandemia del coronavirus en el año 2020. Los cierres portuarios y la reducción de la flota naviera de transporte internacional generaron un caldo de cultivo, cuyas consecuencias han aflorado a lo largo de los últimos 12 meses. 

El encarecimiento del flete marítimo y la escasez de suministros han afectado a multitud de sectores. A finales de 2021, la industria y el sector retail tuvieron que hacer frente a plazos de entrega en el transporte internacional que multiplicaban por cinco los tiempos de tránsito habitual.

Particularmente perjudicial ha sido la escasez de microchips, que podría prolongarse hasta 2023 según las estimaciones de la consultora IDC. El sector de la automoción ha sido el más afectado por la situación. No obstante, la gravedad de la misma ha llevado a abordar planes de recuperación de la industria productiva, en países como los Estados Unidos.

El pasado mes de agosto, la Administración norteamericana dio el visto bueno a la nueva Ley CHIPS. La normativa incluye subvenciones por valor de 52.700 millones de dólares a las empresas que fabriquen microprocesadores en el país. Además, autoriza un total de 200.000 millones de dólares para impulsar la investigación durante la próxima década. Todo con el fin de competir con China.

Este contexto ha alentado la inversión, tanto pública como privada, para el despliegue de infraestructuras digitales en las empresas.

La virtualización del entorno de trabajo

Uno de los aspectos en los que los departamentos de transformación digital de las empresas están haciendo más énfasis es la virtualización de su estructura digital.

Las tradicionales soluciones on-premise”, que implican un despliegue físico de hardware para dotar de capacidad de computación y almacenamiento de información, están dando paso a todo tipo de soluciones en la nube. El nuevo modelo Everything as a Service” (XaaS) ha demostrado ser cada vez más rentable. 

En el caso de España, el 35% de los responsables de TI apuesta por el despliegue de soluciones en la nube. Además, el 47% de las empresas españolas espera aumentar la inversión en servicios de interconexión, conforme la transformación digital de su empresa progrese.

La ciberseguridad como gran talón de Aquiles de las empresas españolas

Por otro lado, las preocupaciones en torno a la ciberseguridad continúan muy presentes. Esto es debido al daño que pueden suponer a la operativa del negocio, así como por las sanciones económicas establecidas por las nuevas normativas.

Especialmente sensible es la amenaza de fuga de información, tanto datos de carácter personal como información crucial para el funcionamiento del negocio. El 85% de los encuestados a nivel global señala esta como un área clave.

En el caso de España, esta cifra se eleva hasta el 96%, poniendo de manifiesto el alto de nivel de consciencia del riesgo que los ciberataques y las brechas de seguridad.

Conviene recordar que el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, desplegado con fondos europeos, tiene una clara vocación de transformación digital. Está articulada en cuatro grandes áreas.

  • Transición ecológica
  • Transformación digital
  • Igualdad de género
  • Cohesión social y territorial

Semejante apoyo es un excelente argumento para que los departamentos de TI justifiquen e impulsen la transformación digital dentro de sus empresas y organizaciones.

Actualidad Solunion

¿Quieres más información?

Últimas entradas