Skip to content

España dispara la exportación de aceite de oliva a Norteamérica

Aceite de oliva

De acuerdo con los datos de la Oficina del Censo del Departamento de Comercio de los Estados Unidos, así como la asociación interprofesional Aceites de Oliva de España, nuestro país ha recuperado el podio del mercado en Estados Unidos con 65.996 toneladas exportadas durante el primer semestre de esta campaña (de octubre de 2021 a marzo de 2022).

Esto supone un 63,17% más que en el mismo periodo del ejercicio anterior y un valor de 227 millones de euros. Tanto en volumen como en valor se trata de registros récord, un aumento muy significativo que augura un 2022 muy prometedor para todo el mercado de Norteamérica.

Fin de los aranceles como efecto catalizador

La reciente suspensión de los aranceles del 25%, previamente impuestos por los Estados Unidos, ha propiciado el repunte de las exportaciones españolas de aceite de oliva. 

Desde 2016, España lideraba las ventas a ese mercado tras haber superado a Italia. De hecho, en 2019, nuestro país alcanzó la cifra récord de 146.289 toneladas de aceite frente a las 102.006 procedentes de Italia.

Sin embargo, la irrupción de los aranceles estadounidenses, tras su aprobación por parte de la Organización Mundial del Comercio (OMC), provocó una abrupta caída de las ventas hasta situarse en 84.830 toneladas.

Este contexto allanó el camino para Italia y Túnez, que superaron a España con 127.955 y 100.254 toneladas vendidas a los Estados Unidos al año siguiente.

Importancia del mercado norteamericano en la exportación de aceite de oliva

Estados Unidos representa el segundo mayor mercado del aceite de oliva español fuera de la Unión Europea. Por ese motivo, ha sido objeto de múltiples campañas de promoción, entre las que destaca la realizada por la Interprofesional del Aceite de Oliva Español en colaboración con la propia Unión Europea.

Entre 2018 y 2021, el Olive World Tour llevó a cabo una intensa labor de marketing en aeropuertos, estaciones de tren, puertos e intercambiadores de transporte. También una amplia labor de relaciones públicas y difusión online.

Por otro lado, y con 51.222 toneladas anuales, Canadá es el cuarto mayor importador mundial de aceite de oliva, solo superado por Estados Unidos, Brasil y Japón. 

Como vamos a ver enseguida, las cifras de ventas tanto en los Estados Unidos como en Canadá han sido motivo de celebración en el sector.

España recupera el liderazgo en Norteamérica

La excelente evolución de las ventas ha permitido que España recupere el liderazgo en Estados Unidos por delante de Italia. Esta última sufrió descensos en sus ventas en el primer semestre de esta campaña, con 9.657 toneladas menos de aceites. 

Por su parte, el mercado canadiense ha dado otra buena noticia al sector. Según las cifras de Statistics Canada, España logró exportar 17.937 toneladas de aceite a este país en 2021. Se trata de un incremento del 35,02% que ha permitido a España auparse al liderato de exportaciones en Canadá por primera vez en su historiaEste mercado presenta un gran futuro, pues sus importaciones de aceite han crecido un 112% desde el año 2002.

En tercer lugar, cabe destacar que España sigue dominando el mercado mexicano. Según los datos de la Secretaría de Economía de México, las importaciones provenientes de España representaron el 88% del total y se incrementaron en más un 13% durante el año 2021.

Contracción del mercado en los Estados Unidos

El aumento de las ventas españolas tiene aún más mérito si tenemos en cuenta la contracción que ha sufrido el mercado en los Estados Unidos. Este país es el mayor importador de aceite de oliva del mundo, por lo que la evolución de su mercado tiene una importancia crítica.

En 2021 adquirió un total de 365.916 toneladas, lo que supuso una caída del 9,31% respecto a las 400.000 importadas en 2020. Como consecuencia, todos los grandes proveedores vieron lastradas sus operaciones comerciales.

Portugal perdió un 34,13% de sus ventas, seguida de Túnez con una caída del 31,59%, e Italia, con una reducción del 12,09%. 

En definitiva, el sector del aceite de oliva español está fuertemente asentado en toda la región de Norteamérica a pesar de las adversidades. El año 2022 se perfila como un ejercicio de consolidación en los tres países principales.

Actualidad Solunion

¿Quieres más información?

Últimas entradas